Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 12 junio 2016

AL ALCALDE DEL AYUNTAMIENTO DE YCOD

Que, por medio del presente escrito se interesa que de inmediato se proceda al cumplimiento de las resoluciones judiciales en relación al restablecimiento del precinto del Mariposario y al derribo del mismo. Y ello conforme a lo siguiente:

PRIMERO: Que, como le consta a esa Alcaldía y en relación al edificio del mariposario se procedió a reponerse el precinto después de haber sido reiteradamente requerido para el cumplimiento de las resoluciones judiciales firmes dictadas por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 3, habiéndose impuesto multa coercitiva e incluso deducido testimonio por presunto delito de desobediencia y cuya denuncia fue formulada por el Ministerio Fiscal ante el Juzgado Decano de Instrucción. Solo después de ello y de la insistencia de esta Asociación a esa Alcaldía se ordenaron las medidas oportunas para el cumplimiento de las resoluciones judiciales, restableciendo el precinto y, en su caso, reponiéndolo si fuera levantado, obligando que cesara la actividad e impidiendo y prohibiendo la entrada de público, obligando a la Policía Local a su cumplimiento y adoptando las medidas ejecutivas necesarias para ello.

SEGUNDO: Que tal precinto tiene por finalidad que se ejecute la sentencia dictada hace más de 11 años [sentencia de 22-10-2004, dictada en grado de apelación por el Tribunal Superior de Justicia de Canarias y confirmada por el Tribunal Supremo, de fecha 12-12-2008]; a pesar de que por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 2, se dictó resolución de fecha 7-05-2008, ordenando la ejecución de la sentencia y proceder a la demolición de las obras en el plazo de UN MES, con los apercibimientos establecidos en el art. 112 de la Ley Jurisdiccional. Han pasado ocho años de tal resolución y sigue siendo incumplida. Después de la Sentencia de la Sala de lo Contencioso Administrativo, de fecha 10-02-20014, dictada por la apelación formulada por ese Ayuntamiento, ya no queda ningún resquicio que pueda dar apariencia de legalidad a la actuación presuntamente delictiva de esa Alcaldía que, como se recoge en distintas resoluciones judiciales,

“…hasta el momento la actitud tanto del mariposario del Drago como de los responsables municipales no hacen sino entorpecer continuamente el cumplimiento de las resoluciones judiciales” [Auto de 10-10-2012].

Sin embargo con el cambio de Gobierno en ese Ayuntamiento y por las decisiones adoptadas por esa Alcaldía, con las actuaciones que hemos señalado en el escrito de alegaciones realizados por esta parte presentado en el Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 3 y que transcribimos por otrosí en este escrito, el dueño del Mariposario retiró el precinto y lo tiene abierto al público.

TERCERO: En definitiva, es escandaloso que ese Ayuntamiento persista en esta actuación presuntamente delictiva, ya que bien está deliberadamente incumpliendo el mandato judicial por motivaciones que esta Asociación desconoce o bien está retrasando deliberadamente el cumplimiento de las resoluciones judiciales, con expresa dejación de sus funciones y obligaciones, en un claro atentado al Estado de Derecho y en una permanente burla a las resoluciones judiciales. Por lo que, de no procederse de inmediato al restablecimiento del precinto y a la ejecución efectiva del derribo del mariposario, nos veremos de nuevo en la obligación de acudir al Juzgado competente para exigirle las responsabilidades legales en que haya podido incurrir el titular de esa Alcaldía, incluido no solo las multas coercitivas sino también la deducción de testimonio por presunto delito de desobediencia. Igualmente se interesa tenga por reiterados los pedimentos realizados en anteriores escritos acerca de la ejecución de las resoluciones judiciales en relación al derribo del edificio del mariposario.

Conforme a lo expuesto,

SOLICITA A ESA ALCALDÍA que tenga por presentado este escrito, lo admita, tenga por hechas las anteriores manifestaciones y, en consecuencia, acuerde de conformidad con lo expuesto en el cuerpo del presente escrito.

En Ycod, a doce de abril de dos mil dieciséis.

Fdo: Presidente de ADPHY

OTRO SÍ DIGO que, como queda antedicho, se transcriben las alegaciones presentadas, en fecha 28-12-2015, por esta ADPHI ante el Juzgado de lo contencioso administrativo número tres:

Que, por medio del presente escrito se da cumplimiento al traslado efectuado por Providencia de 27 de octubre y 25 de noviembre de 2015, señalando que esta parte SE OPONE frontalmente a la solicitud que se hace de contrario de que se acuerde “el levantamiento del precinto del Mariposario. Y ello conforme a las siguientes

ALEGACIONES:

PRIMERA: Se dice por el dueño del Mariposario que el Ayuntamiento acordó en Pleno celebrado el 28-07-2015, como punto único y con carácter de urgencia, dirigirse a ese Juzgado para proceder al levantamiento del precinto.

Se publica en prensa escrita, EL DÍA 1-08-2015 [Doc. 1], el abandono del Pleno de dos partidos políticos y las irregularidades de ese Pleno. También el dueño del Mariposario en el mismo diario, 24-11-2015, se atreve a asegurar que “el Juzgado de lo Contencioso Administrativo no pondría reparos a una apertura provisional” [Doc. 2]

Por su parte la representación procesal y jurídica del Ayuntamiento solicitan una ampliación del plazo de 20 días para que se “pueda formar la voluntad del órgano competente de la Administración que represento (el Pleno), de cara a la contestación del escrito presentado por la parte actora”. Concedido por ese Juzgado la ampliación del plazo, vuelve a instar una nueva ampliación.

SEGUNDA: Lo anterior pone en evidencia, una vez más, que no solo no se quieren cumplir las resoluciones judiciales sino que, además, actúan con una total burla permanente al Estado de Derecho y a las resoluciones judiciales firmes. Perfectamente saben de contrario que el Ayuntamiento no tiene que acordar solicitar ninguna medida para seguir dilatando el cumplimiento de la sentencia firme que debe ejecutar, sino proceder de una vez a tal ejecución. Es muy significativo, como puso esta parte, por escrito de 17-06-2009, instando la ejecución forzosa, que:

las manifestaciones del Concejal de Urbanismo, Don Francisco González Díaz, quien expresó a esta parte, en julio de 2007, que el Ayuntamiento había iniciado negociaciones con el dueño del mariposario para que no hubiera que proceder, como dictan las resoluciones judiciales, a mantener el precinto y al derribo de la edificación y que pedía para ello la aceptación de ADPHY. Ante la negativa de la Asociación, recordándole al Ayuntamiento que según sentencia la instalación era ilegal e ilegalizable, siendo muy sospechoso que, después de las referidas negociaciones del Ayuntamiento con el dueño del mariposario, es cuando éste se atrevió a abrir al público la instalación ilegal e ilegalizable, que obviamente no cuenta con licencia de apertura”.

Pues bien, el citado concejal de urbanismo, del grupo de Coalición Canaria, es el actual Alcalde, con lo cual lo que quiere repetir ahora es lo que se hizo en el anterior mandato municipal cuando gobernaba su grupo político y que dio lugar al auto de ejecución forzosa dictado por ese Juzgado de fecha 14-01-2010, en el que se recoge:

PRIMERO.– Procédase al requerimiento en la persona del Sr. Alcalde de Icod de los Vinos, para que lleve a cabo el inmediato cierre y restablecimiento del precinto, con la consiguiente medida de prohibición de entrada de público en el recinto denominado Mariposario del Drago.

Ello en cumplimiento de la sentencia dictada en las presentes actuaciones. Se ordena el restablecimiento del orden infringido y de la realidad física, teniendo en cuenta, además que la STS de 12/12/08 confirma la sentencia que establece la demolición de las obras que no se ajustan al proyecto y a la licencia de obras num. 13/1996.

Se le exige, en la persona del Sr. Alcalde, que cumpla con diligencia escrupulosamente con el siguiente mandato, ya que la instalación no cuenta con licencia de apertura”.

CUARTO.- De otra parte debe recordarse que, conforme dispone el arto 103.3 de la ley 29/1998 de 13 de julio, reguladora de la Jurisdicción Contenciosa Administrativa “Todas las personas y entidades públicas y privadas están obligadas a prestar la colaboración requerida por los Jueces y Tribunales de lo Contencioso-Administrativo para la debida y completa ejecución de lo resuelto”

Para ello, como no podía ser de otro modo, se exige necesariamente la suspensión de la actividad, el desalojo y el precinto del edificio, como así se establece en la Sentencia Firme, de 28 de Octubre de 2003, dictada en grado de apelación por la STSJ Canarias, cumplimiento que se le ordena con los apercibimientos establecidos en el arto 112 de la LJCA, procediendo de inmediato al restablecimiento del precinto, impidiéndose la entrada de público, con todas las medidas necesarias para ello, al objeto del cumplimiento de la sentencia dictada en las presentes actuaciones.

DISPONGO: Procédase al requerimiento en la persona del Sr. Alcalde de Icod de los Vinos, para que lleve a cabo el inmediato cierre y restablecimiento del precinto, con la consiguiente medida de prohibición de entrada de público en el recinto denominado Mariposario del Drago.

Transcurrido el plazo de DIEZ DÍAS, se impondrán multas coercitivas en la persona del Sr. Alcalde, además de deducir el oportuno testimonio de particulares para exigir la responsabilidad penal que pudiera corresponder”.

Apelado por el dueño del mariposario el anterior auto fue confirmado por la Sala de lo Contencioso Administrativo, por Sentencia de 27-05-2010, en la que consta:

La apelante se ha opuesto reiteradamente al cumplimiento de lo ordenado en la sentencia, por lo que procede la ejecución forzosa de la misma…. La finalidad es la de ejecutar la sentencia y para ejecutar una sentencia en la que se da validez al decreto del Alcalde de suspensión de las obras, y como en la misma se razona, debe procederse al precinto de las mismas, de conformidad con lo dispuesto en el artículo 176 del Texto Refundido de las Leyes de Ordenación del Territorio de Canarias y Espacios Naturales de Canarias, aprobado por Decreto legislativo 1/2000, de 8 de mayo. La procedencia del precinto de las obras ya se advierte en la sentencia ejecutada, por lo que a ella es preciso remitirse”. [Doc. 4]

Y por el incumplimiento de la resolución judicial se impuso por ese Juzgado, auto de 23-06-2011, multa coercitiva en la figura del Sr. Alcalde por importe de 1.000 euros, así como la deducción de testimonio de particulares para dilucidar las posibles responsabilidades penales en que haya podido incurrir el Alcalde de la Corporación, todo ello sin perjuicio de sucesivas multas coercitivas hasta que se lleve a puro y debido efecto el fallo de la sentencia cuya ejecución se insta”.

Por el Ayuntamiento se formuló, escrito de 4-07-2011, recurso de súplica que fue desestimado por auto de ese Juzgado de fecha 10-10-2011, en el que se recoge:

Las argumentaciones se reproducen y la justificación de la mencionada sanción pecunaria se reitera, ya que hasta el momento la actitud tanto del mariposario del Drago como de los responsables municipales no hacen sino entorpecer continuamente el cumplimiento de las resoluciones judiciales.

No es necesario repetir una vez más que, penden todavía las ejecuciones del Auto dictado con fecha 14 de enero de 2010 que ordenaba la ejecución forzosa y que fue confirmado en grado de apelación por la Sentencia de 27 de mayo de 2010”. [Doc. 5]

Lo que dio lugar a la denuncia formulada por la Fiscalía Provincial, contra el Alcalde por presunto delito de desobediencia dado que el Decreto dictado por el Ayuntamiento, “no fue acompañado de las oportunas actuaciones y medidas ejecutivas, toda vez que el establecimiento continuó abierto al público, desarrollando actividad comercial y empresarial”. [Doc. 6].

Por el anterior grupo de Gobierno del PSOE, se procedió al restablecimiento del precinto, con las medidas de seguridad adecuadas, a los fines de llevar a cabo la demolición del mariposario conforme a la sentencia que se ha de ejecutar de 22-10-2004. Después de diferentes escritos y recursos del dueño del mariposario, que llegó a formular recurso contencioso-administrativo solicitando aplazamiento del pago que le reclamaba el Ayuntamiento para la ejecución forzosa, dictándose sentencia por el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 4, en junio del presente año, desestimando el mismo, tal y como se señala el periódico Diario de Avisos de 2-08-2015:

Diario de Avisos agosto 2, 2015

Hay que recordar que el pasado mes de junio el Juzgado de lo Contencioso Administrativo Número 4 de Santa Cruz de Tenerife desestimaba el recurso presentado por la empresa propietaria del Mariposario contra la denegación de la solicitud del aplazamiento del pago de los casi 442.000 euros que le reclama el consistorio icodense.

Incongruencia

Esta sentencia judicial considera que no hay razones para aceptar el recurso contencioso administrativo planteado por la empresa contra el consistorio por negarse a permitir el pago aplazado por la ejecución subsidiaria de la redacción del proyecto de adecuación del edificio del mariposario, presupuestado en 13.266 euros, y por el presupuesto de ejecución de esas obras, valoradas en 428.667 euros.

El juez dice textualmente en su sentencia -sobre la que cabe recurso- que “se observa en la demanda un totum revolutum y una desconexión o incongruencia entre los motivos de impugnación por ser incompatibles con el contenido del acto recurrido”. Añade además el magistrado que “una vez aprobadas las liquidaciones, estamos en apremio sobre el patrimonio, mediante un procedimiento recaudatorio en vía ejecutiva, que es una fase autónoma que se rige por disposiciones tributarias, no por la normativa de urbanismo”. [Doc.3]

TERCERA: Se hace necesario recordar que la sentencia firme, de 28-10-2003, dictada en grado de apelación no ha sido cumplida. Ese Juzgado por Providencia de 17 de noviembre de 2003 y 8 de enero de 2004, ordenó al Ayuntamiento de Ycod que “siendo firme la anterior sentencia, para que se lleve a puro y debido efecto lo en ella acordado, se adopten las resoluciones que procedan y se practique cuanto exija el cumplimiento de las declaraciones contenidas en el Fallo, … con los apercibimientos legales oportunos”.

Los múltiples incidentes formulados por el actor han sido desestimados todos ellos por ese Juzgado y confirmados por la Sala de lo Contencioso Administrativo incluido la autorización de entrada en el edificio denominado Mariposario para proceder, en cumplimiento de la referida sentencia, al precinto del referido inmueble. Es de destacar que el dueño del mariposario Sr. Plaza Velayos, ha formulado, entre otros, los siguientes procedimientos judiciales:

  1. Instada por el dueño del mariposario la legalización y ampliación del inmueble y licencia de primera utilización, le fue denegada por ser obras ilegales e ilegalizables, por acuerdo de la Comisión de Gobierno del Ayuntamiento de Ycod, de 12 de febrero de 1998, que fue confirmado por Sentencia de 21-10-2003, recurso 619/98, dictada por el la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Canarias y declarada firme por Sentencia de la Sección Primera de la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo, de fecha 27-10-2005, en el Recurso de Casación nº 9450/2003

  2. El Ayuntamiento de Ycod dictó el Decreto, de 9 de febrero de 2000, sobre suspensión de obras y precinto del mariposario, que fue anulado por sentencia, de fecha 17 de junio de 2002, dictada por ese Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 3 (autos 157/2000), formulada apelación por el Ayuntamiento de Ycod y por esta parte, la Sala de lo Contencioso Administrativo, sentencia 28-10-2003, estimó la apelación, revocó la sentencia de instancia y consideró ajustado a Derecho el citado Decreto del Ayuntamiento de suspensión de las obras y precinto del mariposario. Se formula por el dueño del mariposario:

  1. Incidente de nulidad que se desestima por la Sala, auto de 18-12-2003, confirmando la sentencia de 28-10-2003.

  2. Incidente de ejecución de sentencia para que se diera ejecutada la sentencia, auto de 30-03-2004, se desestima la pretensión y declara que la Administración debe continuar ejecutando la sentencia en sus propios términos, formulada apelación la Sala por sentencia de 27-09-2004, desestima la apelación.

  3. Por la negativa del recurrente al precinto se dicta auto, de 22-04-2004, por el que se autoriza al Ayuntamiento de Ycod la entrada en el mariposario para el precinto, en cumplimiento de la sentencia de la Sala de 28-10-2003; se formula apelación por el recurrente y la Sala, por sentencia de 29-09-2004, confirma el auto del Juzgado de instancia sobre entrada en local.

  1. Por Sentencia de la Sala, de 22-10-2004, se aprecia ajustado a derecho el Acuerdo tomado el día 29 de julio de 2002 por la Comisión Municipal de Gobierno del Ayuntamiento de Ycod, en el que se ordenó el restablecimiento del orden infringido y de la realidad física alterada mediante la demolición de las obras que no se ajustan al proyecto y a la licencia de obras núm. 13/1996. Sentencia que ha sido confirmada por el Tribunal Supremo, de fecha 12-12-2008, al desestimarle el recurso de revisión formulado por el dueño del mariposario.

    CUARTA: Después del tiempo transcurrido sin que se haya procedido al cumplimiento de la sentencia que se ejecuta se hace necesario mantener el precinto porque como se recoge en la sentencia cuya ejecución corresponde a ese Juzgado “…el primer paso es necesariamente la suspensión de la actividad, el desalojo y el precinto del edificio” 

    (fundamento de derecho cuarto). Resultando totalmente inexplicable que por parte del Ayuntamiento no se haya procedido a la total ejecución, siendo verdaderamente sospechoso, una vez más, que con el actual gobierno municipal se vuelvan a reiterar las peticiones de antaño con un total desprecio al respeto que exigen las resoluciones judiciales, máxime cuando la representación procesal y jurídica del Ayuntamiento sostuvieron, en escrito dirigido a ese Juzgado de fecha 3-07-2014, [Doc. 7] refiere que, el contenido del escrito del dueño del mariposario presenta “una serie de MANIPULACIONES GROSERAS Y FALSEDADES BURDAS que quedan perfectamente al descubierto a través de los actos propios del demandante”, para seguir señalando, en las páginas 2 y 5, lo siguiente:

    Lo que dio lugar a la Providencia de ese Juzgado, de fecha, 30-07-2014, acordando:

    NO HA LUGAR al levantamiento de la medida cautelar actualmente vigente. Para la cobertura del precinto y vallado ordenado se dictó Decreto de la Alcaldía de Icod, en fecha 17 de mayo de 2013, en ejecución de las resoluciones dictadas en este procedimiento. [Doc. 8].

    Después de que el dueño del mariposario reiterara las mismas peticiones de suspensión de la medida cautelar del precinto y que, tras los oportunos traslados por parte del Juzgado, el Ayuntamiento informara sobre la situación del expediente de ejecución forzosa, ese Tribunal decidió, por Providencia de fecha 26-02-2015, [Doc. 9]

    Se tienen por hechas las manifestaciones vertidas en el mismo, pero NO HA LUGAR en esta vía a dejar sin efecto el levantamiento del precinto, habida cuenta de la existencia de la obligatoriedad de ejecución con cargo subsidiaria a la Administración. El precinto tiene por objeto hacer posible la demolición y las mismas están a cargo, como queda dicho, de la Administración que deberá informar sobre la liquidación, recaudación y finalmente sobre la demolición parcial del Mariposario”.

    Y que la Diligencia de Ordenación, de fecha 15-10-2015, señalara “éstese a la resolución de fecha 26-02-2015”. [Doc. 10]

    En consecuencia, con los recientes escritos tanto del dueño del mariposario como del Ayuntamiento de Ycod, estamos ante una reiteradísima y burda estrategia para evitar el cumplimiento de las resoluciones judiciales firmes, que exigen el derribo del mariposario; como señala las múltiples resoluciones judiciales y también la de 26-02-2015, “habida cuenta de la existencia de la obligatoriedad de ejecución con cargo subsidiaria a la Administración”, para lo cual se ha de mantener el precinto, con la consiguiente medida de prohibición de entrada de público en el recinto denominado Mariposario del Drago, con todas las medidas necesarias para ello, al objeto del cumplimiento de la sentencia dictada en las presentes actuaciones, tal y como señala el auto de ejecución forzosa. Que el Ayuntamiento quiera acordar ahora cuestiones diferentes a la ejecución de la sentencia, supondría en consideración de esta parte un posible delito de prevaricación, sin olvidar como consta en las actuaciones y señala el propio Ayuntamiento, en el escrito que se aporta bajo el nº 6, “El precinto del Mariposario no solo deviene de la necesidad de restablecer el orden jurídico infringido mediante, entre otras cuestiones, la demolición parcial o total del mismo, sino del hecho indubitado de que dicha explotación o negocio carece de las oportunas autorizaciones administrativas, (Licencia de Obra válida, Licencia de primera ocupación y Licencia de Actividades clasificadas)”.

    SOLICITA A ESA ALCALDÍA que tenga por transcrito el señalado escrito a los fines ya interesados.

    Igual lugar y fecha “ut supra”

    Fdo: Presidente de ADPHY

Read Full Post »