Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 30 enero 2011

Bien de Interés General (BIC)

La protección de la zona arqueológica situada en el Cardonal, se justifica por la necesidad de preservar un conjunto arqueológico de naturaleza mixta, con ocupación en cueva y estructuras artificiales al aire libre, correspondiendo probablemente a un asentamiento de  importante significación pastoril, dada su ubicación costera en la cornisa del acantilado. El interés del yacimiento se incrementa al haberse encontrado en él un enterramiento individual secundario en hoyo, lo que constituye una circunstancia singular, tanto por su naturaleza poco frecuente de la inhumación secundaria, como por el hecho más extraordinario en el Archipiélago de su carácter individual.
Tampoco es despreciable la tradición oral que atribuye al yacimiento la morada del antiguo“rey de Ycoden”.

Boletín Oficial de Canarias núm. 105, lunes 13 de agosto de 2001

  • CATEGORÍA: Zona Arqueológica.
  • A FAVOR DE: Cueva de Los Guanches.
  • TÉRMINO MUNICIPAL: Icod de los Vinos.

 

 

Read Full Post »

Barrio La Mancha / El Cardonal
 
El edil y director de la Gerencia de Urbanismo de Icod y el de Patrimonio han ocultado la destrucción del yacimiento arqueológico de la Cueva de Los Guanches.
Técnicos del Cabildo han señalado que fue destruido por obras municipales ‘ilegales’.
El director de la Gerencia municipal de Urbanismo y Medio Ambiente de Icod de los Vinos Francisco González y su consejero delegado de medio ambiente, Agustín Aguiar, ocultan la destrucción del yacimiento arqueológico de la Cueva de Los Guanches.

El yacimiento arqueológico, situado en la costa de Icod, está catalogado por el Gobierno de Canarias desde el año 2005 como bien de interés cultural con la categoría de Zona Arqueológica.

Pese a ello hasta ahora su estado de conservación era lamentable, tal como han denunciado Los Verdes en más de una ocasión, y eso que se trata de un yacimiento de especial interés ya que, según la propia página web del Ayuntamiento, en él se encontró un enterramiento individual secundario en hoyo, lo que constituye una circunstancia singular, tanto por su naturaleza poco frecuente de la inhumación secundaria, como por el hecho más extraordinario en el Archipiélago de su carácter individual.

Por otra parte, tal como sigue diciendo la página web del Ayuntamiento, Todavía existen sectores susceptibles de ser excavados con metodología arqueológica, por lo que se considera imprescindible garantizar su protección y conservación.

Aunque se trata de uno de los dos únicos yacimientos arqueológicos de Icod que han merecido la declaración de Bien de Interes Cultural, el interés del Ayuntamiento por la conservación de este yacimiento hasta el momento ha sido nulo y eso que cuenta con un flamante concejal delegado de medio ambiente, Agustín Aguiar del que se desconoce absolutamente a que se dedica aparte de deambular por la Gerencia de Urbanismos y los bailes folclóricos.

El resultado de esta desprotección es que se han realizado obras que han afectado gravemente el yacimiento del tal forma que cuando los técnicos del área de patrimonio del Cabildo Insular visitaron el yacimiento se encontraron con que se habían realizado obras sin que el Cabildo las hubiera autorizado y sin que el director de la Gerencia de Urbanismo Francisco González hubiera hecho nada para impedir su ejecución. Según los técnicos del Cabildo Insular, el yacimiento arqueológico ha sufrido un deterioro irreversible, siendo imposible su recuperación.

Y todo esto pasa en una corporación que tiene entre sus miembros a un adalid del guanchismo, Francisco Rivero, que a partir de ahora tendrá el dudoso honor de formar parte de la corporación que permitió la destrucción de la que, según la tradición, fue la morada del mencey de Ycoden. Y a la ex secretaria de la Asociación para la defensa del patrimonio histórico de Icod cuya lucha contra el Mariposario se terminó el mismo día que Diego Afonso empezó a pagarle el sueldo. Por lo que se ve en ambos casos su defensa del patrimonio es puramente folclórica y oportunista. El resultado de tanta desidia e incompetencia es que un yacimiento arqueológico que podía aportar datos sobre la vida de los antiguos pobladores de Icod ha pasado dejado de existir de la forma mas lamentable en pleno siglo XXI y se ha perdido también de forma irremediable un posible atractivo turístico del municipio.

Referencia: http://www.eldigitaldecanarias.net/noticia43916.php

Read Full Post »

Parque del Drago

El torrejón de la Pólvora, una curiosa construcción de planta circular  en el Parque del Drago de Ycod, servía para guardar la pólvora  lejos del núcleo de población en el siglo XVII.

Su estado actual es lamentable. La cubierta de teja  está muy deteriorada y  su   la fachada exterior aparece una pintada que degrada la imagen de esta antigua construcción.

 

 

Read Full Post »